Magdalenas con copete. Sin gluten

Allá por el 2012 publicaba en el blog una receta de magdalenas en las que utilizaba harina de arroz y maizena, nada de aceite y leche de soja. La verdad es que me siguen gustando y las sigo haciendo, eso sí con un poco de aceite están mucho más jugosas y mejorando las temperaturas se consiguen mejores resultados.

Ahora, en la receta que utilizo para las magadalenas he variado las cantidades y lo más importante es que he conseguido que tengan copete. Pensaba que eso del copete era por el tipo harina o el tipo de horno o porque simplemente era tan torpe que no era capaz de conseguirlo.

Un día me puse a mirar recetas de magdalenas con gluten y sin gluten y saqué dos conclusiones: la primera que conseguir copete es tan fácil como dejar enfriar la masa media hora en el frigo y subir la temperatura del horno, y la segunda que hay mucho sobrao en internet que en vez compartir el truco del copete se dedica a echarse flores por unas magdalenas. En fin, que aquí comparto la receta de magdalenas sin gluten, que no es la mejor ni mucho menos, pero es fácil y me da para desayunar felizmente muchos días.



Magdalenas Sin Gluten

Utilizo las siguientes cantidades, que podéis varias a vuestro criterio:
  • 1 yogurt (de sabores, de soja, cuajada...) o 100 gr de leche o leche de soja.
  • 3 medidas de yogurt o 225 gr de harina sin gluten (Dolci Schar).
  • 1 medida de yogurt o 100 gr de aceite.
  • 3 huevos medianos
  • 1 medida o 100 gr de azúcar
  • 1 sobre (15gr) de levadura química
  • 1 pizca de sal
  • Ralladura de cáscara de limón o naranja
Por supuesto deben ser productos sin gluten la harina, levadura química y el yogurt. El resto son sin gluten siempre. En cuanto a la harina sin gluten utilizo Dolci C de Schar pero se puede sustituir por 1/3 partes de maizena (almidón de maíz) y 2/3 de harina de arroz sin gluten.


La elaboración es muy fácil. En un bol batimos con fuerza (mejor con una batidora de varillas) los huevos con el yogurt y el azúcar durante unos minutos. Después incorporamos el aceite y la cáscara rallada. Por último, vamos añadiendo la harina, levadura y la pizca de sal al mismo tiempo que seguimos batiendo.
Es importante batir muy bien los huevos al principio de manera que quede muy esponjoso. Y que las harinas no formen grumos, para eso se puede utilizar un tamizador o pasar las harinas por un colador.

Cuando tengamos la masa mezclada cubrimos con film transparente y lo dejamos reposar en el frigorífico por lo menos media hora. El horno hay que precalentarlo a tope (yo lo pongo a 250ºC).

Cuando tengamos el horno bien caliente, sacamos la mezcla del frigorífico y rellenamos los moldes 3/4 de su tamaño. Ponemos un poco de azúcar sobre cada magdalena e introducimos en el horno bajando la temperatura a 210ºC. Después de unos 12-15 minutos estarán doradas y lucirán un hermoso copete.

Dejarlas reposar cinco minutos con el horno abierto y luego hay que dejar que se enfríen del todo antes de guardarlas en una caja cerrada. Así aguantan perfectamente una semana.

No hay que abrir el horno en ningún momento para que la temperatura no baje. Ya sabéis el truco del dichoso copete: huevos bien batidos, enfriar la masa en el frigorífico y meter en el horno muy caliente.

Y ahora lo que toca es jugar a cambiar leche por soja, cambiar parte del harina por cacao puro, añadir pasas, almendras...


Ricardo. Celiacoalos30 / Nov 2015

18 comentarios:

  1. Bien buenas se ven tus magdalenas
    El copete lo dan los huevos y las diferentes harinas una esponjosidad o otra :-)
    Por eso en lunas magdalenas veganas es tan difícil conseguir copete.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  2. Hola Ricardo, pues te han salido perfectas, vaya copete tan bonito y tan alto... yo todavía no he sido capaz de hacer unas magdalenas con ese pedazo de copete...!

    Saludos Yolanda

    ResponderEliminar
  3. Hola, soy Beatriz, de Vigo, me ha encantado tu receta y la voy a hacer este fin de semana. Me encanta el nombre de tu blog porque yo soy celiaca a los 48!!!!!

    ResponderEliminar
  4. ¡Te han quedado perfectas! Qué bien lo has explicado.
    Bsss

    ResponderEliminar
  5. Mil gracias por esta receta,es súper fácil y salen estupendas, bonitas, con copete enorme ,esponjosas y buenisimas de sabor!

    ResponderEliminar
  6. Gracias or la explicacion. Tienen miy buena pinta. Se las hare a una amiga

    ResponderEliminar
  7. Voy a probar. Nunca se me había ocurrido lo del copete!

    ResponderEliminar
  8. Hola!Preciosas magdalenas. Sabes si haciendo esta receta la podemos adaptar a un molde de bizcocho? subirá igual de bien, o tanta masa junta habrá problemas?
    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perfectamente! Yo la uso para bizcocho también y queda muy rico.

      Eliminar
  9. Hola!! Ya tengo la masa descansando en el frigo! He cambiado la harina por harina de arroz y maicena siguiendo tus indicaciones. Espero k salga bien!

    ResponderEliminar
  10. Van a ser mi desayuno de mañana espero que tengan el mismo aspecto! Muchas gracias como siempre por tus recetas y toda la información!

    ResponderEliminar
  11. Jo, cuando las hacía con los ingredientes "típicos" me salían perfectas (y es cierto que el truco era batir bien los huevos y el azúcar y dejarlas enfriar en la nevera, yo las dejaba toda la noche). Pero ahora ya no me salen así. No sé si será el yogurt de soja o la mezcla de harinas, pero las mías acabn de salir del horno sin copete :( gracias de todas formas por la receta, tienen una pinta estupenda!

    ResponderEliminar
  12. Mi horno si pongo el ventilador sale copete si no lo pongo no me sale,pero el problema es la contaminacion cruzada en mi horno hago pizzas de mis hijos que son con gluten

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias por compartir tu experiencia. En breve probaré tu receta. Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Gracias, muy bien explicado. El copete lo da el calor, de hecho en el bizcocho pasa lo mismo, si te pasas de calor queda abombado y si no, se baja.No sabía que tb incluyese el meterlo antes en el frigo.

    ResponderEliminar

No te vayas sin decir algo... ¡Muchas gracias por tu comentario!

Publicidad